Al cuidar y mantener los servicios como todos nos merecemos, vemos diariamente realizando estas tareas de limpieza, como se desecha por el WC cualquier residuo que no es biodegradable, o si lo es, tarda mucho tiempo en descomponerse.
Este es el caso de las toallitas húmedas, por lo que éstas llegan enteras a los sistemas de limpieza y depuración, causando atascos y averías que nos cuesta al pueblo español nada más y nada menos que algo más de un millón de euros. Dinero que podría usarse para algo más provechoso, ¿no crees?

Esto es cuestión de todos, tan sólo un poco de conciencia y una papelera en el baño bastan para mejorar las cosas.

Desde el camping, animamos a todos a ser un poco más consecuentes con nuestro planeta tierra y desechar el papel y las toallitas húmedas a la papelera, no WC.

Mira la campaña entera en http://munstrowc.eus/

banner_horizontal_castellano